Pavo horneado

Tradicional, sabroso y jugoso pavo al horno, con su adobo de limón, cebolla, puerro, ajo, vino, coñac y especias, y su salsa especial con manzana.

Receta de pavo horneado

Ingredientes para preparar pavo horneado

  • 1 pavo crudo de unos 7 Kg.
  • 2 ó 3 limones
  • Para el adobo:
  • 4 cebollas
  • 1 ajopuerro (puerro)
  • 12 dientes de ajo
  • 4 cebollinos
  • 2 hojas de laurel
  • 1 cucharadita de pimienta molida
  • 3 ó 4 hojitas de salvia
  • 1 ramita de perejil
  • 2 ramitas de tomillo fresco (o 1/4 de cucharadita si es seco o molido)
  • 3 cucharadas de salsa inglesa o salsa Worcestershire
  • 1 taza de vino blanco seco
  • 3 cucharadas de coñac
  • 1/4 de taza de vinagre
  • 3 cucharadas de aceite
  • 3 cucharadas de sal
  • Para la salsa:
  • 2 manzanas
  • 1/2 taza de agua
  • 1 cucharada de azúcar
  • 1/8 de cucharadita de pimienta molida

¿Cómo preparar pavo horneado?

  • Aunque hay muchas personas que no hacen este paso al preparar su pavo horneado (es opcional), vamos a explicar como se hace para que esta receta de pavo sea lo más completa posible. Lavamos el pavo con agua bien por dentro y por fuera, retirando todo tipo de plumas, entrañas y todo aquello que no quieras encontrar a la hora de comer el pavo.
  • Una vez limpio, cortamos el pescuezo y lo reservamos, pues a la hora de hornear el pavo lo vamos a introducir con el resto del ave.
  • Podemos cortar los limones en cuartos, o hacer zumo con ellos. Tanto si es con lo uno, o con lo otro, untaremos bien todo el cuerpo del pavo con el limón. Reservamos.
  • Adobo para pavo horneado:
  • Con la ayuda de una batidora, licuadora o robot de cocina, trituramos la cebolla limpia de piel, junto con el vinagre, el aceite y los dientes de ajo pelados.
  • Echamos la mezcla anterior en un recipiente grande y agregamos el cebollino picado, el ajoporro picadito, el laurel, la sal, la salsa inglesa, la pimienta, el tomillo, la salvia, el perejil picado, el vino y el coñac. Mezclamos muy bien y reservamos.
  • Adobamos el pavo:
  • En el siguiente paso para preparar el pavo, es colocarlo en una fuente grande. Lo frotamos bien con el adobo por dentro y por fuera, lo regamos con todo el adobo, y lo metemos en la nevera durante 3 ó 4 horas.
  • Durante ese tiempo, nos aseguraremos de darle vueltas de vez en cuando, para que el pavo absorba bien todos los jugos, aromas y sabores del adobo y quede con un sabor y una jugosidad inmejorable.
  • Metemos al pavo al horno:
  • Una vez que la carne esté tomada de los armas del adobo, procederemos a preparar el horno, precalentándolo con calor arriba y abajo, a 200ºC (390ºF).
  • Mientras el horno se calienta, ponemos el pavo, el adobo y el pescuezo en una bandeja, lo tapamos con papel de aluminio y lo horneamos durante 30 minutos.
  • Pasado ese tiempo, sacamos el pavo del horno, lo volteamos, y lo volvemos a meter en el horno durante 30 minutos más.
  • Repetimos esta operación hasta conseguir un tiempo de cocción de 3 horas y media, momento en el que hacemos la prueba del cuchillo para saber si la carne está bien cocinada o no.
  • Si el jugo que sale por el agujero que ha dejado el cuchillo al clavárselo a la carne es transparente, podemos sacar el pavo del horno, si aún sale muy rojo, lo tendremos en el horno 30 minutos más.
  • Hay que ir probando para que el pavo horneado quede perfecto, ni muy pasado ni crudo.
  • Es importante que el pavo, al llevarlo a la mesa, esté bien doradito con la piel crujiente. Esto lo conseguimos teniendo al pavo sin tapar durante los últimos 20 ó 30 minutos.
  • Preparación de la salsa del pavo:
  • Para preparar una salsa deliciosa que acompañe al pavo horneado, retiramos el pavo de la bandeja en la que lo hemos cocinado, quitamos el pescuezo y colamos el jugo que hay en la bandeja. De esta forma la salsa quedará bien fina y suave.
  • Eso sí, para que suelte todo su sabor, apretaremos bien lo que quede en el colador y desglasaremos bien la bandeja mientras ésta esté aún caliente, con el fin de que se despegue del fondo todos los jugos posibles. Reservamos.
  • En una olla aparte, ponemos la pulpa de las 2 manzanas peladas y cortadas en pedacitos, con 1/2 taza de agua. Lo dejamos hervir hasta que esté blanda (serán unos 10 minutos), y trituramos con el líquido que suelte.
  • Una vez que tengamos una crema sin grumos, la añadimos a la olla con la salsa que nos ha quedado de la cocción del pavo.
  • Agregamos el azúcar y la pimienta al gusto, dejamos que dé un hervor, y la reducimos durante unos 3 minutos. Lista.
  • Presentación:
  • En el momento de llevar el pavo horneado a la mesa, echaremos la salsa en una salsera y la serviremos al lado de la bandeja de carne. Luego, es cosa tuya adornar la mesa a tu gusto, aunque un plato así es capaz por sí sólo de dar presencia a cualquier mesa en fechas señaladas como Navidad o Acción de Gracias.
  • Foto orientativa: Aramek
Nota del autor:

Si se desea, para que la salsa del pavo no quede muy pesada, podemos retirar la grasa que se queda en la capa superficial dejando la salsa enfriar previamente en el frigorífico, o quitándola con mucho cuidado con ayuda de una cuchara o cucharón.

Si queréis información extra acerca del proceso de elaboración de esta receta de pavo horneado, en ese artículo encontraréis una práctica infografía con un análisis de todos los detalles para hacer el pavo perfecto con o sin relleno.

Una vez que lo hayáis comido, podéis usar la carcasa del pavo para hacer un consomé de ave como éste.

Si quieres elaborar un pavo relleno al horno, tienes que hacer el relleno aparte.

Comentarios sobre pavo horneado

  • gracias x poner esquicitas recetas para agasajar a la familias en estas fechas

    Comentario de mariaines el 18-12-2008